Acción Policial

OIJ detiene a sujeto integrante de banda que ayer fue desmantelada durante allanamientos en Puntarenas

La banda cayó trás varios delitos

El día de hoy en horas de la mañana, agentes del OIJ de Puntarenas lograron detener en el sector de Juanito Mora a un sujeto conocido como Wicho, miembro de la banda desarticulada de ayer.

La vivienda de ese sujeto alias Wicho había sido allanada el pasado martes, sin embargo, en ese momento no se encontraba en la vivienda por lo que las autoridades se dieron a la tarea de ubicarlo y detenerlo.

En los allanamientos realizados el día de ayer y hoy las autoridades lograron detener a 21 sujetos sospechosos de ser parte de la banda que cometían delitos de drogas, estafas entre otras.

En los allanamientos se decomiso una suma de 65 millones de colones en varias viviendas.

El sujeto apodado wicho fue pasado a la Fiscalia de Puntarenas.

La Fiscalía Adjunta de Puntarenas solicitará medidas cautelares en contra de un grupo sospechos​o de conformar una organización criminal investigada por los delitos de homicidio, estafa informática y venta de drogas.

A los imputados se les tomó la declaración indagatoria; 19 de ellos permanecen detenidos a la espera de que se programe la audiencia ante el Juzgado Penal. En contra de tres integrantes no se requirieron medidas cautelares, debido a que uno se encuentra preso por otra causa y, de momento, se estableció que existe una menor participación de los dos en los hechos.

Este despacho dirigió ayer 23 allanamientos y consiguió detener a un total de 22 personas, en los operativos que se realizaron en Puntarenas, Alajuela y San José. En conjunto con el Organismo de Investigación Judicial, el Ministerio Público decomisó drogas, armas de fuego, municiones, dinero en efectivo, tarjetas bancarias de terceras personas, celulares y otra evidencia de importancia para el caso.

De acuerdo con la prueba recabada, la organización sería responsable de cometer seis homicidios que habrían ocurrido entre el 23 de octubre del 2019 y el 30 de mayo anterior. Se presume que los imputados interceptaban a los ofendidos y, en apariencia, utilizaban armas de fuego para acabar con su vida.

Se cree que la banda también habría cometido al menos dos estafas por medio de llamadas telefónicas, en las que, presuntamente, los sospechosos engañaban a las víctimas de que estaban siendo contactadas por funcionarios bancarios. De igual manera, se cree que algunos miembros de este grupo se dedicaban a vender droga en la misma zona de Barranca.

Etiquetas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba
error: Este contenido esta protegido
Cerrar
Cerrar